5 Cosas que no pueden faltar en la fiesta de fin de curso

Ya no queda nada para que termine el curso 2015/2016. Otro año que se marcha, como siempre acompañado del calor y el incipiente verano. Pronto estaremos disfrutando de las vacaciones, ya sea en la playa, la piscina, el pueblo, el campo o incluso haciendo todo eso que teníamos pendiente, en casa.

Pero, antes de despedirnos de los compañeros y los profes, toca organizar el gran día de la fiesta de fin de curso.

Escocultura ha reunido algunas de las cosas que no pueden faltar en esta celebración que tanta ilusión nos hace a todos.

  1. La vestimenta

“¿Cómo irás vestido para el baile de fin de curso?”, “¿Tienes ya el disfraz de Rey León?”. Preguntas como estas son muy frecuentes en los días en los que nos encontramos. Muchas veces, el atrezzo es secreto, por eso los niños y niñas no quieren contárselo… ¡Ni a sus padres! Otras no lo es tanto, pero aún así, la decisión, que corre a cargo de los profes y los organizadores es muy importante; sus niños tienen que ser los mejor vestidos de todo el cole.

Además, siempre hay que cuidar bien la elección: que coincida con el estilo musical, o que represente bien el personaje que van a interpretar en el teatro. Por otro lado, ha no debe suponer demasiado coste para los padres, hay que intentar utilizar ropa reciclada, en la medida de lo posible.

  1. La coreografía y la música

¡Cuántas semanas ensayando! Es necesario dejarlo todo bien atado antes del gran día. Para ello, hay que cuidar los pasos de baile, el argumento del teatro, o cualquier elemento del espectáculo. Ese cuidado minucioso se efectúa durante el largo tiempo invertido en que todo salga perfecto.

También es importante tener saber las extensiones del espacio donde se va a desarrollar. Muchas veces los ensayos se hacen en clase, o en el aula de educación física, sin tener en cuenta el gran escenario que se montará para la fiesta de fin de curso.

Un buen equipo de música, con sonido potente para que todos los padres y amigos puedan escucharnos perfectamente, es imprescindible en la fiesta. Más vale invertir un poco más a favor del disfrute de todos los presentes.

Y por supuesto la elección de las canciones. Será mucho mejor si los demás también conocen los temas que sonarán, para que así, todos puedan cantar y bailar al ritmo de nuestras coreografías. Las canciones del verano siempre son recurrentes y acertadas.

  1. La organización y los tiempos

Somos muchos. Hay más de una clase por curso y eso hace que la organización de los tiempos tenga que ser minuciosa. Es importante pensar en las edades de los niños para tomar decisiones. Si son más pequeños, estarán más cansados a última hora de la tarde, que a primera -en el caso de que la celebración sea durante las últimas horas del día-.

Aún así, estamos hablando de finales de junio. Hace calor y los días son los más largos del año. El sol estará presente durante la fiesta y hay que cuidarse del calor y las insolaciones.

Volviendo a la vestimenta, aquí también será importante revisar el tipo de atuendo. Sin que sea demasiado caluroso.

Además, los padres deben estar bien atendidos, por ello, en la mayoría de los coles se levanta un pequeño chiringuito para que tanto niños como padres puedan refrescarse y tomar algo mientras se desarrolla el espectáculo. Una buena idea para entablar relación con los otros padres y comentar los resultados del curso que se termina.

  1. La presencia de los profes

¡Qué importantes son los profes este día! No solamente es un día especial para los niños; también lo es para los profesores.

Son muchas las emociones a flor de piel durante la fiesta de fin de curso. Por eso, es esencial el trabajo de los profesores, la coordinación de los grupos y la atención a los padres. Nuestros profes se vuelcan completamente para que todo salga a pedir de boca, y que las familias se encuentren a gusto y disfruten muchísimo.

A lo niños, además, les encanta celebrar con sus tutores y profesores este día. Después de tantos meses trabajando y aprendiendo, es hora de pasarlo bien y dejar atrás el cansancio del día a día.

  1. La gran despedida

La despedida final está cargada de emociones. Alumnos que terminan su etapa escolar, y pasan a lo que conocemos como secundaria. Otros que tienen que cambiar de colegio y se despiden de sus profesores y compañeros. Niños y niñas que pasan a otro ciclo, dejando atrás una etapa, y con ella, a los tutores que les han acompañado durante una parte importante de su crecimiento.

Esta despedida debe ser por todo lo alto; muchas veces con regalos, besos y abrazos. Otras con discursos y palabras de agradecimiento, y siempre, siempre, con ilusión y ganas de reencontrarse o empezar una nueva etapa.

Publicaciones recientes

Deja un comentario